martes, 10 de julio de 2012

Cyperus alternifolius, Papiro,Paragüitas; Tipha latifolia, Espadaña,Enea; Plantas palustres

P7040003
La planta Cyperus alternifolius es la hermana menor del Cyperus papyrus, el Papiro usado por los antiguos egipcios a modo de papel para sus escritos y dibujos. De mucha menor talla, sólo alcanza el metro de altura como máximo mientras que el Papiro del Nilo alcanza hasta tres metros, aunque proviene de  Madagascar en África en el clima del Cantábrico se comporta como especie rústica y se puede asilvestrar  en la naturaleza, pero parece que en climas más fríos, con inviernos con temperaturas bajo cero, es necesario protegerla para que sobreviva. En todo caso la parte aérea se puede secar pero con un poco de protección para que las raíces no se hielen, rebrotará en primavera.
Según mi experiencia es una planta muy fácil de cultivar, crece mejor como planta palustre dentro del agua o en la orilla de un río o un estanque pero también vive en condiciones normales de humedad como cualquier planta, lo que no soporta son los terrenos resecos y áridos.
P7040004





Como se puede ver en la imagen, la que yo tengo crece en una pequeña maceta junto a la tinaja por la que sale el agua una vez filtrada para caer de nuevo al estanque y en esas condiciones está bastante lozana y con muchas inflorescencias formadas por brácteas dispuestas en panículos, entre las brácteas se desarrollan las  verdaderas flores muy pequeñas que pasan desapercibidas, algo similar a lo que sucede con las flores de las gramíneas.
La planta en si es una herbácea perenne de hojas acintadas y tallos de sección triangular que terminan en una disposición de hojas radiales lo que le ha dado el nombre común de planta de los paraguas, paragüitas o parasoles. En estos se desarrollan los panículos, primero verdes y luego marrones.
El Cyperus alternifolius puede ser  usada como planta de interior plantada en una maceta con plato debajo o sin agujero de desagüe y yo la recomiendo a aquellas personas a las que se les suele ir la mano a la hora de regar ya que con ella el exceso de humedad no es un problema. La planta gran consumidora de agua contribuye a aumentar la humedad  en el interior. Crece al sol, a media sombra y a la sombra, en cualquier terreno pero mejor arcilloso.
Plantada en un estanque con peces apenas necesitará fertilización, pero en una maceta normal habrá que hacerlo de vez en cuando, la poda, que consiste en quitar la vegetación seca se puede hacer a finales de invierno.
Se reproduce por semillas y por esqueje, cortando uno de los parasoles si se deja flotando en el estanque acabará por echar raíces y lo podremos plantar, también se puede esquejar en tierra muy húmeda, estas operaciones se deben realizar durante la estación cálida.
P7040010



Termino la entrada comentando una llamativa planta herbácea de estanque y terrenos encharcados, la Espadaña, Junco de esteras o Enea, la Tipha latifolia, que en realidad es una planta demasiado grande para un estanque pequeño y nunca se debe plantar en el interior del estanque porque lo invadiría completamente en poco tiempo, yo la tengo plantada junto con otras plantas bastante invasoras en un estanque aparte pero aún así es mejor plantar la especie Tipha minima mucho más pequeña, no más de 50 cm de altura y que yo en su momento no pude conseguir.
P7040005
La Espadaña normal crece unos dos metros y hay que reconocerle que no pasa desapercibida sobre todo cuando le salen las imponentes espigas en forma de cigarro puro, así que quien disponga de un gran estanque de jardín no debería de privarse de tenerla aunque yo recomiendo que se la confine en un espacio encharcado pero separado del resto del estanque, el que no tenga esa suerte de tener un gran estanque debe saber, lo digo por propia experiencia, que cada año en primavera deberá dividir las matas y deshacerse de la mayor parte de ellas.
La planta no tiene requerimientos complicados, terreno siempre húmedo o dentro del agua, suelo de consistencia arcillosa y mejor a pleno sol.
En junio empieza a formar las inflorescencias que tienen consistencia como de fieltro y se dividen en dos partes, la superior tiene flores masculinas cargadas de polen y en la inferior, la parte como de fieltro, tiene las flores femeninas como podemos ver en la imagen macro que acompaña este comentario.
P7040009



Estas inflorescencias pueden desecarse  y usarse como adorno en interior, para este uso deben cortarse cuando el color es más vivo.
La especie es autóctona y soporta perfectamente bien el frío, la parte aérea se secara y la base rebrotará con fuerza en primavera, todo lo que tenemos que hacer es cortar los tallos y hojas secas. En ese momento, la división de tallos es la forma más simple y segura de reproducción.
La espadaña o enea es un buen bioregulador, a veces se planta en aguas con cierto grado de contaminación ya que contribuye a depurarlas con bastante eficacia.
Como curiosidad decir que parece ser según he leído, que la raíz de la Tipha y hasta sus espigas florales, se pueden comer, pero como yo no estoy dispuesto ha hacerlo, agradecería cualquier testimonio sobre sus cualidades como alimento de quien lo haya hecho.

2 comentarios:

Unknown dijo...

Buenas! Tengo hongos en mis paraguitas.. Como se solucionan? Gracias!!

José María Yáñez Blanco dijo...

Hola, eso que me cuenta es bien extraño, el Cyperus es una planta acuática y nunca había oído que sufriera ataques de hongos, compruebe que no sea cochinilla algodonosa o algún otro insecto. Si fueran hongos debe aplicar un fungicida que encontrará en tiendas de jardinería.
Saludos